Volver a noticias

Claves para luchar contra los excesos del verano

  • 8 septiembre 2017

El aperitivo de antes de la comida, los helados de después, las cervezas, los cócteles, las barbacoas, las innumerables cenas y comidas fuera de casa… En verano resulta imposible no pasarse de la raya. Los excesos en la alimentación y la falta de ejercicio pasan factura en cuanto volvemos a la rutina. Kilos de más y energía de menos son la principal consecuencia. Te ayudamos a volver a los hábitos saludables con estos consejos.

Septiembre es el mes de retomar los buenos hábitos tras los excesos cometidos durante las vacaciones. Comer más de lo necesario y beber más de la cuenta no solo provoca kilos de más, los principales órganos del cuerpo también se resienten por el trabajo extra, por eso, una vez volvemos a la normalidad es aconsejable consumir alimentos que tengan propiedades depurativas y desintoxicantes. Las verduras de hoja verde, como la lechuga o las espinacas, son un diurético natural que contienen una gran cantidad de antioxidantes, también el brócoli y la coliflor contienen indol-3-carbinol y sulforafano, sustancias capaces de retardar o prevenir la oxidación de otras moléculas. El brócoli es, además, un estupendo aliado a la hora de darle un respiro a nuestro intestino ya que tiene un alto contenido en fibra y muy pocas calorías.

También la fruta tiene un papel importante en estos días de descongestión alimentaria, especialmente las fresas y los frutos rojos. El limón no debería faltar en ninguna dieta depurativa. Es uno de los alimentos con más beneficios para la salud. Exprimir medio limón en un vaso de agua ayuda a regular el pH de la piel y a estimular el hígado y la vesícula, dos órganos clave cuando se trata de eliminar toxinas. Otros alimentos depurativos son el arroz blanco, indicado para tomarlo después de una comida con mucha grasa; la remolacha, ya sea en zumo o en ensalada, el yogur natural, rico en probióticos que ejercen la labor fundamental de regular el intestino; el rábano negro, que favorece el drenaje del hígado y la vesícula biliar, y el hinojo. El té verde es un conocido antioxidante por sus flavonoides que también favorecen la actividad hepática, por lo que deberemos incluirlo en nuestra lista. Sin olvidarnos de beber mucha agua. Si nuestro cuerpo no está bien hidratado, hará que la metabolización de las grasas sea más difícil e impedirá que el organismo elimine residuos.

También podemos ayudar a depurarnos con algún remedio natural de Salus indicado especialmente para cumplir esta función como el Detox Bio tónico herbal, un tónico a base de diferentes plantas que ayuda a la limpieza del organismo después de periodos de excesos, o la Cura Salus, una cura a base de alcachofa, ortiga, patata, zumos FasToFit y TopVital así como NatuPur diseñada por el doctor alemán H. Anemueller como método natural para limpiar el organismo de toxinas acumuladas por la metabolización de los alimentos que diariamente ingerimos. Asimismo la Remolacha roja bio puede sustituir la ingesta de remolacha fresca o podemos completar nuestra dieta con los jugos bio de Hinojo o Rábano negro.