Volver a noticias

¡Únete al movimiento del realfooding!

  • 23 septiembre 2019

¿Sabes lo que es el realfooding? Es un movimiento creado por el nutricionista Carlos Ríos que se basa en clasificar los alimentos en tres grupos: la comida real, los buenos procesados y los ultraprocesados. Se recomienda prescindir en lo posible de estos últimos.

La comida real vs los ultraprocesados

Cambiar la alimentación, incluyendo mayores cantidades de alimentos naturales mínimamente industrializados como verduras, frutas de temporada, pescado y legumbres, te aportará una serie de beneficios que quizás desconocías.

Con este tipo de alimentación mejoras la calidad de lo que consumes, mientras evitas ciertos ingredientes perjudiciales como los aditivos, edulcorantes y grasas trans. Además, cuidas el medioambiente, ya que favoreces el consumo de alimentos de temporada y obtenidos de fuentes sostenibles.

Diferencias entre no procesados y ultraprocesados

Los alimentos mínimamente procesados o no procesados contienen pocos ingredientes, no más de 5. La elaboración es inexistente o sencilla, lo que aumenta el valor nutricional de los alimentos. Un buen ejemplo son las conservas de pescado en aceite de oliva o la fruta lavada y congelada.

Los ultraprocesados se caracterizan por contener muchos ingredientes, más de 5, entre los cuales se incluyen aceites y harinas refinadas, azúcar añadido y aditivos. Un ejemplo es la bollería y los cereales industriales. 

Consecuencias de comer ultraprocesados 

Debes saber que tanto en adultos como en niños, el consumo frecuente de estos alimentos tiene consecuencias negativas y dañinas para tu salud, ya que estos productos incrementan el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares, obesidad, diabetes y cáncer, entre otros.

¿Cómo iniciarte? 

Si te ha gustado lo que lees y quieres formar parte del movimiento que promueve la comida real, debes seguir una serie de pasos. En primer lugar, empieza por elaborar un menú semanal con recetas sencillas y nutritivas. Con base a este menú, haz una lista de la compra que incluya en su mayoría alimentos naturales como nueces, pescados frescos, vegetales y legumbres. Además, lee cuidadosamente las etiquetas de los productos y descarta aquellos que detectes como ultraprocesados (más de 5 ingredientes).

El movimiento realfooding ha llegado con la principal finalidad de ayudarte a entender lo que vas a consumir y de este modo, cambiar tus hábitos hacia un estilo de vida más saludable. Aprovecha todo lo que este movimiento puede hacer por ti y únete.