Salus

¿Cómo afecta el ciclo menstrual al rendimiento deportivo?

19 mayo 2017

Los beneficios del ejercicio físico son incuestionables. Incluso en los días en los que, como consecuencia de la menstruación, nos sentimos más apáticas y cansadas, el deporte sigue siendo un buen aliado para el cuerpo y la mente. Dependiendo de la fase del ciclo en el que estemos, nuestro rendimiento físico varía.

Practicar ejercicio durante la menstruación puede ayudarnos a aliviar algunos de los síntomas relacionados con la regla. Durante la menstruación es normal que nuestro rendimiento físico se reduzca. Es una reacción del organismo causada por la pérdida de hierro, un efecto completamente normal que no tiene por qué detenernos en nuestra rutina deportiva. Si la pérdida de hierro hace que estés sin energía, puedes remediarlo con Floradix, un complemento vitamínico natural, compuesto de hierro, vitaminas, especies vegetales y zumos de fruta que te aporta los nutrientes y el hierro que tu cuerpo necesita y que está indicado especialmente para mujeres. Otra opción es el jugo Ortiga bio de Salus, cuya composición te ayudará a sentirte con más vitalidad. Salvo en los casos en que los dolores menstruales sean severos y nos impidan hacer vida normal, los médicos recomiendan practicar deporte, aunque durante esa semana reduzcamos la intensidad de los ejercicios.

Hay que tener en cuenta que nuestro rendimiento físico no se ve solo afectado en el momento de tener la regla. Dependiendo del momento del ciclo menstrual en el que la mujer se encuentre, el cuerpo reaccionará de una forma u otra al ejercicio. Durante los 28 días que dura un ciclo menstrual completo, las hormonas (estrógenos y progesterona) se mueven haciendo que nos encontremos mejor o peor.

En los primeros 12 días del ciclo, debido a los estrógenos, tenemos más energía y más resistencia, por lo que nuestro rendimiento deportivo es alto. En la fase de ovulación que precede a la primera parte del ciclo y que dura solo tres días, el nivel de estrógenos está al máximo y es cuando más fuerza tenemos. Es cuando el rendimiento deportivo alcanza su máximo pero también es cuando más posibilidades existen de lesionarse. En la última fase del ciclo menstrual (normalmente el día 16 del ciclo siempre que este dure 28 días) es cuando la mujer tiene menos fuerza y menos resistencia debido al aumento de la progesterona y la bajada de los niveles de estrógenos. Es aconsejable durante estos días practicar ejercicios cardiovasculares y dejar los ejercicios de fuerza para las fases anteriores. También en estos días el cuerpo quema más grasa como combustible cuando hacemos deporte.

Compartir esta noticia